viernes, 26 de febrero de 2016

Monasterio de Santa María de la Vallsanta (Guimerà, Lleida)

Monasterio de Santa María de la Vallsanta (Guimerà, Lleida) 

 Hay lugares que nacen marcados para el sufrimiento. Lugares que se levantan con ilusión y ganas y que al final se van al traste.
Es un poco el caso del Monasterio de Santa María de Vallsanta y su efímera, para este tipo de cosas, existencia.

Se empezó a construir en 1235 y 14 años después, lo que en aquellos tiempos era un plazo de tiempo razonable, las primeras monjas llegaron a instalarse. Se sabe que en los primeros tiempos Jaime I le dio una cuantiosa donación y llegaron algunas más, pero no hay información acerca de dónde procedían los ingresos de la congregación.

Lo que sí se sabe es que a mediados del siglo XIV la cosa se puso fea para ellas. Sucesivas epidemias fueron diezmando a sus habitantes y el monasterio entró en declive. Peor fue la que sufrieron a principios del siglo siguiente, de la que sólo cinco lo contaron.

A partir de ahí la cosa fue cuesta abajo hasta a finales del siglo XVI la jerarquía eclesiástica decidió cerrarlo, asolado por sus problemas financieros y trasladando a las tres monjas que entonces lo ocupaban a Tàrrega. Desde entonces y hasta ahora, la ruina.

En los últimos años se hicieron algunas obras de desescombro y consolidación, pero bastante lejos de las necesidades del edificio, que a pesar de su modestia ha soportado siglos de abandono y canibalización sin venirse totalmente abajo. Su maestro constructor puede estar orgulloso.

El monasterio se encuentra en el ayuntamiento de Guimerà, que tiene un casco histórico medieval de los mejor conservados de Cataluña.

¿Cómo llegar a Santa María de Vallsanta?
 Rutas relacionadas 
Más fotos y rutas cerca de Tarragona

No hay comentarios:

Publicar un comentario

 
Blogger Templates